fbpx
Menú
No hay productos en el carrito
ENVÍO GRATUITO A PENÍNSULA EN 24HS
SUSCRÍBETE Y RECIBE UN 10% DE DESCUENTO EN TU PRIMERA COMPRA
MUESTRAS GRATIS CON CADA PEDIDO

LA EDAD DE LA BELLEZA

Entendemos la belleza casi siempre según la edad que tenemos. Nuestro gusto se suele adaptar al momento en que nos toca vivir. Somos seres en constante evolución y aprendemos siempre de nuestras elecciones.

 

También nuestra rutina de cuidados varía mucho dependiendo de si somos más jóvenes o más maduras. La responsabilidad, en la mayoría de los casos, la tienen las hormonas.

 

En el artículo de hoy repasaremos cómo los ciclos hormonales nos afectan a la piel y las características principales de cada piel según la década en la que nos encontremos.

 

Si siempre estamos a vueltas con el tema de las hormonas es por que no sólo determinan muchos procesos fisiológicos de nuestro organismo si no que tienen un efecto directo sobre nuestra piel.

 

Digamos que las hormonas son una especie de mensajero químico que controla y afecta multitud de reacciones y estados de nuestro cuerpo. Algunas de las más importantes (en el caso femenino) son la progesterona, los estrógenos, la testosterona, la oxitocina o el cortisol.

 

Te preguntarás si tiene eso algo que ver con la piel y la respuesta es que sí, muchísimo…!! Las hormonas tienen un efecto directo sobre la cantidad de colágeno, la elasticidad y los niveles de lípidos, que determinan si nuestra piel se muestra más seca o más hidratada. Por ejemplo, un nivel bajo de estrógenos suele causar arrugas y sequedad así como un nivel alto de cortisol suele desembocar en afecciones tales como acné, eczema e incluso pérdida de cabello.

 

Las características de nuestra piel, por lo tanto, varía mucho de una década a otra y las hormonas son casi siempre las principales responsables.

 

-Tengo de 20 a 30 años. Tu piel suele necesitar de menos cuidados por que se regenera mucho más rápidamente. Está jugosa y no necesita de grandes dosis de hidratación pero puede acarrear algunos síntomas de acné de la adolescencia por el incremento de la producción de sebo. Utiliza productos cicatrizantes y que no te aporten grasa extra.

 

-Tengo de 30 a 40 años. Tu piel comienza a “adelgazar”, a perder grosor, lo que la vuelve menos elástica y con más tendencia a la sequedad. Opta por productos que tengan la capacidad de retener agua y que le aporte una dosis extra de confort.

 

-Tengo de 40 a 50 años. Tu piel se vuelve gradualmente más áspera por que tu organismo crea muchas menos células para regenerarla. Suelen aparecen zonas de hipermentación, manchas causadas por la edad. Adopta la rutina de usar un protector solar durante todo el año para evitar la aparición de manchas en la piel.

 

-Tengo de 50 a 60 años. Tu piel apenas es capaz de producir ácido hialurónico por sí misma, lo que resulta en arrugas y signos de la edad ya que la piel pierde firmeza y elasticidad. Tu mejor aliado en este caso es la vitamina A, uno de ingredientes más efectivos sobre el efecto de las arrugas.

 

-Tengo de 60 años en adelante. Tu piel se vuelve mucho más vulnerable tanto a las infecciones como a los factores externos tales como la sensibilidad a los rayos UV. Extrema tus cuidados y trata a tu piel con ingredientes altamente lipídicos y protectores.

 

 

La clasificación anterior es una generalización sobre los síntomas de la piel a cada edad. De todas formas, no me cansaré de repetir nunca que cada piel es tan personal como tu huella dactilar y nadie mejor que tú para saber lo que necesita en cada momento vital.

 

Si aún después de leer este artículo tienes dudas sobre lo que le conviene a tu piel o no tienes muy claro lo que le pasa, te invito a que me escribas a hola@lamiuk.com y charlemos un rato sobre qué hábitos o productos le convienen.

 

También me gusta que me escribas simplemente para saludarme y agradezco enormemente todas las muestras de cariño recibidas en el día de mi cumpleaños. En LA MIÜK tenemos las mejores clientas, y amigas, del mundo!!

 

Gracias por leerme una semana más, me gusta tu compañía.

 

Un beso,

 

Mónica

 

 

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
POSTS RELACIONADOS

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Buscar Productos