fbpx

EXFOLIANTE NATURAL PARA LA CARA

Encontrar un producto exfoliante natural para la cara es uno de los pasos imprescindibles dentro de una rutina de belleza. Y es que no lo decimos sólo nosotros sino que es algo en lo que todo el mundo está de acuerdo; la exfoliación es un paso imprescindible para ayudar a la piel a renovarse ayudándola a librarse de la suciedad más incrustada y las células muertas.

El problema es que la mayoría de productos exfoliantes del mercado contienen diminutas partículas de plástico, un material demasiado agresivo para la superficie cutánea que la agreden y es por eso que resulta mucho mejor encontrar un exfoliante natural para la cara de acción intensa pero respetuosa con el ph natural de la piel al mismo tiempo.

Desde un punto de vista ecológico, utilizar un producto exfoliante que contenga microplásticos no biodegradables, hará que acaben en el mar poniendo en peligro las vidas de peces y demás fauna acuática al ser ingeridos. Por la propia salud de tu piel y la de otros seres vivos, te animamos a que elijas un exfoliante natural para la cara.

EXFOLIAR LA CARA

Como ya dijimos en el párrafo anterior, exfoliar la cara es uno de los pasos más importantes dentro de una rutina de cuidados. Exfoliar la cara es algo parecido a barnizar y darle brillo a un mueble muy bonito que tengas en casa. Tú puedes pasarle un trapo a diario para quitarle el polvo superficial pero cuando realmente luce es cuando le dedicas el tiempo necesario a darle brillo.

Algo muy parecido sucede al exfoliar la cara; a pesar de que la laves todos los días, cuando realmente se va a ver luminosa y rejuvenecida es cuando le dedicas el tiempo para exfoliarla. Exfoliar la cara ayuda a limpiar los poros en profundidad, lo que hará que se vean más pequeños, y librará a la piel de las células muertas depositadas en su superficie y que son las culpables de que el tono y la textura de nuestra piel se vea apagado y sin luz. Aún así, no conviene abusar y como regla general deberías exfoliar la cara de una a dos veces por semana dependiendo siempre de tu tipo de piel.

EL MEJOR EXFOLIANTE FACIAL

El mejor exfoliante facial es el que se adapta a tu tipo de piel, respetando su naturaleza y el manto ácido que la protege. Dependiendo de si tu piel es seca, tirando a seca, normal, mixta, grasa, con tendencia grasa, sensible o si padeces de rosácea, eczema, dermatitis o cualquier otra afección cutánea, el mejor exfoliante facial es el que respeta las características propias de tu piel y te ayuda a mejorar su tono y textura.

CREMA EXFOLIANTE FACIAL

Una crema exfoliante facial es el mejor método exfoliante para las pieles de secas a muy secas, sensibles y las que padecen de dermatitis, psoriasis o eczema. Una crema exfoliante facial, como bien indica su nombre, es un producto exfoliante con base en crema. Es un método que resulta mucho menos agresivo y es más suave, aunque igual de efectivo, con las pieles sensibles o comprometidas de alguna forma.

Además, una crema exfoliante facial nunca te dejará una sensación de tirantez o sequedad en la piel sino más bien todo lo contrario gracias a los ingredientes emolientes que contiene. Es recomendable el uso de una crema exfoliante facial de una a dos veces por semana dependiendo del nivel de sensibilidad de la piel sobre la cara limpia y ligeramente húmeda.

Gracias a su composición, una crema exfoliante en crema nos ayudará a contrarrestar los posibles efectos que otro tipo de exfoliante facial pudiera causar en la piel sensible como enrojecimiento o hipersensibilidad. En caso de no saber cual elegir, elige siempre una crema exfoliante facial.

POLVO EXFOLIANTE FACIAL

El polvo exfoliante facial es un tipo de producto que ha venido pisando fuerte desde hace unos años y por suerte, está aquí para quedarse. Las razones del éxito del polvo exfoliante facial suelen estar ligadas a su gran efectividad y la diferencia tan notable que uno nota después de su uso.

El polvo exfoliante facial consiste precisamente en eso, un producto en polvo que se suele mezclar con un poco de agua para activarlo y se masajea por toda la cara para exfoliarla eficazmente y devolverle su luminosidad. Los efectos de usar un polvo exfoliante facial se notan al instante y se convierte en un acto casi adictivo al ver los resultados.

Al igual que con cualquier otro producto de estas características, un polvo exfoliante facial debería utilizarse únicamente de una a dos veces por semana dependiendo del tipo de piel que tengamos. El polvo exfoliante facial tiene, además, muchas ventajas añadidas, ya que en su composición se encuentran extractos de plantas y minerales que al entrar en contacto con la piel, despliegan todos sus beneficios y sus efectos se usan desde la primera aplicación. Si tienes la piel normal, mixta o con tendencia grasa, un polvo exfoliante facial es el mejor tipo de producto para ti.